Bolo Rei integral con nueces y almendras

11 Comentarios


Llego un poco tarde, pero todavía a tiempo. Si sigues mis instrucciones al pie de la letra, puedes viajar a nuestro precioso país vecino, Portugal y celebrar la festividad de los Reyes Magos (Dia de Reis). 

Me encanta Portugal, me encanta su gente y su gastronomía. Cada vez que visito esta tierra de gente acogedora, vengo con ganas de volver. Hace años, estuve en Navidad, justo en fin de año y con el cambio de siglo. Lisboa y sus numerosas pastelerías, estaban repletas de su versión de Roscón, el Bolo Rei. 

Comparten con nosotros la festividad de los Reyes Magos, celebración católica asociada a la tradición navideña, que dice que tres reyes magos de Oriente, visitaron al Niño Jesús en la noche del 5 al 6 de enero, después de ser guiados por una estrella. 

La tradición manda que este día la familia se vuelva a reunir para celebrar el fin de los festejos de Navidad. Los alimentos de la Noche de Reyes son: batatas cozidas, o bolo-rei, o pão-de-ló, as rabanadas, os sonhos, entre otras delicias de Navidad. 

Es también el día en que se cantan las "Janeiras”. Cantar Janeiras es una tradición en Portugal que consiste en cantar canciones en las calles por grupos de personas que anuncian el nacimiento de Jesús, deseando un feliz año nuevo. Estos grupos van de puerta en puerta, pidiendo a los residentes las sobras de las fiestas navideñas. Hoy en día, esos “sobras” se traducen muchas veces en dinero. 

Ocurren en enero, comenzando el día 1 y extendiéndose hasta el día 6, Día de Reyes o Epifanía. Hoy en día, muchos grupos prolongan el Cantar de Janeiras durante todo el mes. 

La tradición general, es que los amigos o vecinos se unen a grupos, con o sin instrumentos (los populares o más comunes: pandereta , tambor , la flauta , la viola , etc.). Después del grupo hecho, y de distribuidas las letras y los instrumentos, van a cantar de puerta en puerta por la vecindad. 

Después de la canción en una casa, se espera que los propietarios les den “as Janeiras” (castañas, nueces , manzanas , salchichas , pudín negro... Para la indulgencia, es habitual hoy en día para dar chocolates y dinero, aunque no es la tradición). 

Al final de la caminata, el grupo se reúne y divide el resultado, o bien, comen todos juntos lo que recibieron. 

La receta que publico, no es la receta tradicional. La tengo en una revista que compré allí. Es una adaptación apta para intolerantes ya que no lleva ni leche, ni huevos, ni mantequilla. También una parte de la harina es integral y es común añadir vino de Oporto el cual, aporta a la masa un sabor especial. Los frutos secos (almendras y nueces) se agregan a la masa triturados. Lleva mermelada y eso me ha parecido de lo más curioso.
No indicaba qué frutas confitadas añadir y yo he confitado naranjas especialmente para esta receta. Publico cómo hacerlo en el microondas y sin azúcar. Un logro que me ha hecho feliz. 

Como podéis suponer, mi Bolo Rei, es sin azúcar y el resultado es perfecto. Me queda averiguar si al día siguiente se ha endurecido (dentro de caja metálica) y si congela bien. Hice dos y uno de ellos está congelado entero. 

No queda especialmente bonito y el color es oscuro debido a la cantidad de nueces que lleva. También imagino que el vino de Oporto contribuye en parte a oscurecer la masa. Os recomiendo probarlo porque está delicioso. Yo lo repetiré con más tiempo y calma.

Feliz día de Reyes. Para mí, la celebración más importante de mi infancia y una de las tradiciones que no deberíamos perder.









Ingredientes

Para 1 grande de 1700 g o 2 medianos de 870 g aproximadamente

- 150 g de nueces
- 50 g de almendras sin piel
- 260 g de agua
- 80 g de vino de Oporto
- 100 g de aceite de oliva virgen
- 150 g de azúcar de abedul o de azúcar
- 20 g de bebida de soja o de leche
- 140 g de mermelada ( la mía de mandarina casera con pizca de canela)
- 10 g de levadura fresca con reposo en bloque en la nevera o 25 g sin reposo
- 550 g de harina de gran fuerza (300 W)
- 280 g de harina integral de trigo
- 1 cucharadita de bicarbonato sódico
- 1 yema de huevo + un poco de agua (para pincelar la superficie)
- rodajas de 1 naranja confitada

* un bol grande para amasar y para dejar reposar la masa en la nevera 
* papel film y 2 hojas de papel de horno 
* 2 bandejas perforadas o bandejas para horno 
* 1 rasqueta de panadero
* 2 aros de emplatar grandes (opcional)
* una brocha de silicona

Antes de empezar…

- Aunque se vaya a utilizar la TMX, prefiero pesar las harinas y el bicarbonato y tamizarlas.
- Preparar la naranja confitada.
- Forrar las bandejas de horno con el papel de hornear.
- Untar bien con aceite los aros de emplatar.
Preparación en TMX 5 

La noche antes a las 22 horas 

- Colocar los frutos secos en el vaso. Programar, 2 segundos, velocidad 5. Sacar del vaso y reservar. 

- Verter en el vaso el agua, el Oporto, la bebida de soja o la leche, el azúcar de abedul o el azúcar, el aceite, la mermelada y la levadura. Programar, 2 minutos, 37º, velocidad 4. Terminado el tiempo, volver a programar, el mismo tiempo y velocidad, pero sin temperatura. 

- Incorporar las harinas y el bicarbonato. Amasar 3 minutos en velocidad espiga. Comprobar si es necesario añadir un poco más de harina, pero teniendo en cuenta que la masa, tiene que estar blanda y pegajosa. 

- Añadir los frutos secos y programar, 30 segundos, velocidad espiga. 

- Sacar la masa del vaso y pasarla a un bol grande untado con aceite. Pegar un trozo de papel film a la masa y otro por encima del bol. 

- Introducir el bol en la nevera durante toda la noche. 

Preparación tradicional 

La noche antes a las 22 horas 

- Colocar los frutos secos en el vaso de un robot o batidora. Triturar, sacar del vaso y reservar. 

- Verter en un bol grande el agua tibia, agregar la levadura desmenuzada y disolverla. Dejar reposar unos minutos. 

- Agregar el Oporto, la bebida de soja o la leche, el azúcar de abedul o el azúcar, el aceite, la mermelada. Mezclar bien con una espátula. 

- Mezclar en otro bol las harinas tamizadas y el bicarbonato. 

- Ir incorporando poco a poco la mezcla de líquidos y no todo a la vez. 

- Mezclar con los dedos e ir incorporando más líquido hasta que la masa se pueda amasar. Comprobar si es añadir un poco más de harina, pero teniendo en cuenta que la masa, tiene que estar blanda y pegajosa. 

- Añadir los frutos secos a la masa hasta que estén totalmente integrados. 

- Sacar la masa del vaso y pasarla a un bol grande untado con aceite. Pegar un trozo de papel film a la masa y otro por encima del bol. 

- Introducir el bol en la nevera durante toda la noche. 
Formado y segundo leudado 

Al día siguiente 8.30 horas 

- Sacar el bol de la nevera y dejarlo en un lugar cálido durante 2 horas. Si la cocina está muy fría, mejor introducirlo en el microondas o en el horno con la luz encendida. De esta forma, la masa se atemperará. 

- Untar la superficie de trabajo con aceite. Verter la masa y dividirla en dos. 

- Tapar una de las bolas con un paño de algodón. 

- Formar una bola con la otra pieza de masa y colocarla en la mesa de trabajo. Estirar la masa desde los bordes al centro, volver a formar la bola y formar con los dedos un agujero en el centro. 

- Ir abriendo el agujero central con las manos, hasta obtener el diámetro deseado. Hay que tener en cuenta de que la masa, al crecer, irá reduciendo el orificio central. Yo quería que me quedara un diámetro grande. 

- Colocar el aro de masa sobre la bandeja cubierta con papel de horno. Disponer en el centro el aro de emplatar untado con aceite. 

- Tapar el roscón con un paño de algodón y dejar que leude en un lugar cálido y sin corrientes. Seguir el mismo proceso con la otra pieza de masa. 

- Dejar leudar los Bolos durante 2 horas. Yo introduje las bandejas en el horno y dejé la luz encendida. 

Horneado 

- Precalentar el horno a 200º. 

- Cortar las rodajas de naranja por la mitad o dejarlas enteras. Distribuirlas por la superficie. 

- Pintar la superficie de la masa con huevo batido. Es muy importante pasar con mucha suavidad la brocha de silicona. 

- Introducir el primer Bolo en el horno y hornear durante 10 minutos a 200, calor arriba-abajo. Pasado el tiempo, bajar la temperatura a 180º. Cuidar que la masa no se queme y si es necesario, tapar con una hoja de papel de alumuminio. 

Notas: 

- Probé a hacer azúcar de abedul húmedo para decorar el Bolo, pero no funciona. Si lo hacéis con azúcar, tan sólo hay que agregar unas gotas de agua al azúcar, mezclar con los dedos y distribuir montoncitos sobre la masa antes de hornearla. 

- Es muy importante controlar el horneado y la temperatura. 

- Este Bolo no lleva Masa madre. El proceso de reposo en bloque durante la noche en la nevera, contribuye a que la masa se amase sola mientras dormimos y que quede más esponjosa. Además de eso, nos evitamos amasar. 

- Podéis utilizar mantequilla en lugar de aceite de oliva. También, elegir otro tipo de frutos secos. 

- La harina integral no facilita el leudado y al llevar mucha cantidad de frutos secos, es más complicado el proceso. 

Bon profit!

Por si queréis elegir entre muchas recetas de Roscón, podéis ver el recopilatorio que hice el año pasado por estas fechas. No os dejará indiferente.


11 comentarios:

  1. En esta web:
    http://www.pippoincucina.es/enlaces.html existe un enlace a tu web.

    Si visitas este otro:
    https://www.gonzalezdemendoza.es/pippoincucina.html
    quizá puedas valorar la conveniencia de mantenerlo.

    ResponderEliminar
  2. Marisa al sonido del gallo en medio de la naturaleza en la finca llegó a leerte, de madrugada por acá entre cobijas y arrunchada que el frío está delicioso. Ya sabes el gusto que tengo por Portugal y su gente, espero conocer un día este país, la influencia en Brasil es innegable y muchas de sus preparaciones se ven allí también. La tradición de reyes en Colombia se celebra en las iglesias, pero no es tan importante la verdad, acá la magia está en la noche del 24-25 cuando se destapan regalos y nace el niño. Esa magia especial que llega allí con los reyes en este día. No sabía de las janeiras y mira que interesante, me encantaría poder toparme con un grupo de estos y escuchar esos cantos con panderetas y demás instrumentos. Que buenos recuerdos que nos compartes y con los cuales aprendemos y del bolo rei pues me encanta y lo veo muy bonito y si lleva todos esos frutos secos, con su harina integral y mermelada deliciosa me lo guardo para hacerlo, quizá no pueda esperar todo un año para probarlo ;) quizás en unos meses cuando ya tenga de nuevo cocina en marcha lo realice, por lo pronto disfruto de tu buen hacer con este delicioso pan.
    Besitos bonita

    ResponderEliminar
  3. Marisa , un bollo diferente y viniendo de tus manos seguro , seguro que deliciso
    besinos

    ResponderEliminar
  4. Marisa, te ha quedado divino. Aunque tiene trabajito...a mí también me encanta Portugal y su gente, yo creo que influye su lengua que es tan cortés y tan educada. Eso, más lo amables que son ya hace de esos viajes un recuerdo maravilloso.
    Te deseo un año nuevo estupendo y lleno de cosas buenas.
    Mil besos

    ResponderEliminar
  5. dis looks a soft and delicious bread with walnuts and almonds...yumm,love to have with some hot brewed coffee :)

    ResponderEliminar
  6. Qué bonita tradición Marisa. No la conocía y eso que son nuestros vecinos.
    El bolo rei se ve impresionante!! Y ya veo que hay que tener paciencia para elaborarlo jeje

    besotes!!

    ResponderEliminar
  7. Qué buena pinta tiene!! Yo esté año no hice roscón. Tomamos la Coca de Nadal mallorquina con el chocolate. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  8. Es una manera fantástica de celebrar el día de reyes, tiene que estar deliciosa
    besss

    ResponderEliminar
  9. Hola Marisa, es ideal, saludable y preparado especial para las intolerancias. Este postre no lo he probado nunca pero me lo guardo, me lo llevo a pendientes. Gracias por la receta, besets :)

    ResponderEliminar
  10. Esta receta me la guardo para el próximo año. Tengo ganas de hacer uno con harina integral y si además lleva frutos secos, mucho más rico!! El corte es impresionante. Feliz año nuevo!! Un beso.

    ResponderEliminar
  11. Hola Marisa. Un roscón diferente, aunque con una tradición conjunta del día de los Reyes Magos.
    Me parece raro que tenga mermelada en vez de zumo, ralladura de algun citrico y alguna esencia tipo agua de azahar, me imagino que será por cambiar un poco la receta. Añadir oporto es buena idea, ya que el licor aporta un aroma especial.
    Revisando la receta y el paso a paso, yo lo unico que cambiaría es el tiempo de levado antes de hornear, creo que dos horas, aun llevando harina integral y frutos secos es demasiado, con poco más de una hora es más que suficiente. Lo otro que le pondría (ya esto es por mi experiencia personal) es un recipiente con agua en el fondo del horno, no deja de ser un pan enriquecido y cómo tal, la humedad le ayudará al primer estirón en el horno.
    Otro más que me guardo en mi lista de pendientes. 😘

    ResponderEliminar

Muchas gracias por comentar. Me alegra leer tus palabras y si aprendo de ellas, todo un placer.
Espero tu visita de nuevo.
Este blog no participa en cadenas de premios. Gracias si has pensado en mí.