Berenjenas mamá


Esta semana pasada fui a recogerla al pueblo y me la traje a casa. Necesitaba un cambio de aires. Con los años, tengo claro que cuando ves que tus padres, en este caso mi madre, se van haciendo mayores, no hay que perder la oportunidad de compartir momentos con ellos.

Os aseguro que a las dos nos ha venido genial pasar juntas estos días y compartir paseos, charlas y cocina. Me ha sorprendido cómo es capaz de abrirse y de contarme cosas que antes no hubiera contado. No son las típicas batallitas de mujer mayor, repetidas una y mil veces. He descubierto, que mi madre, tal vez un poco tarde, disfruta compartiendo intimidades conmigo. Sigue echando de menos a mi padre y se le nota cada día más. Se emociona con facilidad y, sin decir nada, demuestra que necesita hacerlo y yo se lo pongo fácil. 

Está mayor, le duelen los huesos, pero, cuando la haces salir de su monotonía y su tristeza ya instauradas en sus días, puedes ver que sigue conservando, a pesar de los años, su belleza y esa serenidad, muchas veces perturbada por acontecimientos que no puede controlar.

Yo ahora puedo ponerme en su lugar como nunca antes fui capaz. Eso, tal vez se llama madurez y me alegra que en estos días, esa cercanía haya pululado por la casa libremente.

RESPETO Y CARIÑO. Esas dos palabras, mucho, más que otras, son las que escribo hoy con mayúsculas.

Hay unas cuantas recetas de mi familia en el blog. Las tenéis en una etiqueta que así se denomina.

Estas berenjenas siempre las ha preparado mi madre, pero esta vez ha sido a 4 manos y en casa. Con el embutido tan bueno que hay en mi pueblo, utilizarlo en nuestros platos, es un lujo y de lo más normal. 

Espero que os gusten.


Ingredientes 5 medias berenjenas

- 3 berenjenas grandes (las mías eran rayadas) 500 g de pulpa
- 200 g de tomate de pera
- 120 g de cebolla
- 2 o 3 longanizas (las mías de Ontinyent)
- 4 dientes de ajo
- 25 g de aceite de oliva virgen extra
- piñones a gusto
- sal y una pizca de azúcar
- 1 huevo batido L y una cucharadita de agua
- pan rallado
- mantequilla


Preparación en TMX

- Cortar las berenjenas por la mitad, hacerles unos cortes transversales con un cuchillo e ir sacando con cuidado la pulpa. Ponerla en un recipiente con agua y sal. Pintar el interior de las berenjenas con aceite y reservar.

- Pelar los tomates, los ajos y la cebolla. Cortar en trozos y ponerlos en el vaso. Agregar la pulpa de la berenjena escurrida y programar, 7 segundos, velocidad 6. Bajar los restos de las paredes del vaso.

- Agregar el aceite, la pizca de azúcar y la sal. Programar, 12 minutos, varoma, velocidad 2. Poner el cestillo sobre la tapa.

- Pasado el tiempo, volver a programar 10 minutos, 100º, velocidad 1. Comprobar la cocción y rectificar de sal. Añadir los piñones y remover con la espátula.

Preparación tradicional

- Cortar las berenjenas por la mitad, hacerles unos cortes transversales con un cuchillo e ir sacando con cuidado la pulpa. Ponerla en un recipiente con agua y sal. Pintar el interior de las berenjenas con aceite y reservar.

- Pelar los tomates, los ajos y la cebolla. Trocear.

- Verter el aceite en una sartén grande. 

- Agregar los ajos, la cebolla y la pulpa de la berenjena escurrida y seca. Sofreír hasta que reduzca e incorporar el tomate la pizca de azúcar y la sal. Dejar que se sofría a fuego medio, removiendo de cuando en cuando. Comprobar la cocción y rectificar de sal. . Añadir los piñones y remover con una cuchara de madera.


Montaje y horneado de las berenjenas

- Mientras se hace el sofrito, quitar la piel de las longanizas cortarlas en trozos. La cantidad que utilicemos dependerá del tamaño de las berenjenas. 

- Cuando falte poco para que termine el tiempo de cocción del sofrito, precalentar el horno a 200º. 

- Colocar las berenjenas en una fuente apta para horno cubierta con papel sulfurizado.

- Rellenarlas con trozos de longaniza. Cubrir toda la base. Reservar.

- Una vez terminada la salsa, ir cubriendo los trozos de longaniza con la misma. No importa que esté caliente.

- Batir el huevo con una cucharadita de agua. Con la ayuda de un pincel, extender el huevo por la superficie. Cubrir con pan rallado y trocitos de mantequilla por encima.

- Hornear a 200º durante una media hora o hasta que la superficie esté dorada. Yo puse el ventilador.

Notas:

- Aunque utilicé 3 berenjenas enteras, la salsa cundió para rellenar 5 medias berenjenas.

- Es importante poner la pulpa en remojo en agua con sal para que no amargue y añadir una pizca de azúcar para que el tomate no le dé un toque ácido a la salsa.

- Las longanizas suelen llevar pimienta y especias por eso no le he añadido nada más. 

- El tiempo de horneado dependerá de cada horno.

- Se pueden comer frías, templadas o calientes. No las congelo porque nunca sobran y si sobran, se comen al día siguiente que incluso están mejor.

Bon profit!

Comparte o Imprime este Post:

Y ADEMÁS EN EL BLOG

21 comentarios:

  1. Sin recetas familiares, de nuestras madres y abuelas , nuestros blogs no tendrían sentido. Me alegro de que compartas buenos momentos con tu madre porque los que dejes pasar no se recuperan . la receta ni que decir que es deliciosa y que hacha con tanto cariño , sabe mejor! Mil besos para ti y para tu madre!!!

    ResponderEliminar
  2. Marisa lo de menos son las berenjenas, que seguro que están de muerte.

    Lo más bonito e importante de tú receta de hoy es el tiempo que se nos escapa de las manos sin darnos cuenta.

    Me alegro mucho de pudieras disfrutar de unos días de tú madre, lamentablemente llega un momento en la vida que no sabemos cuantas veces podremos repetir estos momentos de intimidad con nuestros progenitores.

    Muchos besos para las dos.

    ResponderEliminar
  3. Te estaba leyendo y parecía que lo estaba contando yo misma. Ver cómo una madre comienza a llegar a la vejez hace que quieras aprovechar todo el tiempo a su lado.
    Y esos ratos en la cocina, compartiendo recetas y secretos, son el tesoro más preciado. Felicidades.

    ResponderEliminar
  4. Nunca es tarde para esta buena relación y cocinar juntas también une mucho.
    No es de extrañar que no sobraran las berenjenas, es que ya leyendo se da una cuenta de que deben estar muy buenas, sin necesidad de bechamel, esa capa con el pan rallado ha de quedar muy crujiente.
    Besos.

    ResponderEliminar
  5. Marisa, ni tan sols puc imatginar que be t'ha fet passar uns dies amb ta mare. Gaudeix d'ella tot el que pugues, s'en van i ni tornen. I segur que t'han sabut a gloria aquestes alberginies, i a ella també. Un beset ben fort per a tu i un altre per a ella.

    ResponderEliminar
  6. las recetas de familia son las mejores...tienen el buen sabor de la cocina tradicional hechas con mucho cariño. Mi madre vive conmigo desde que falta mi padre hace 9 años y muchas recetas de mi blog tambien tiene ese toque tradicional que me enseñaron mis padres, y digo mis padres porque mi padre era el mas cocinillas de todos...disfrutaria mucho cocinado conmigo para el blog...que pena que se lo hay perdido... Felicita a tu madre por tan buena receta!! Besitos para las dos.

    ResponderEliminar
  7. Hola !
    Me ha encantado esta entrada tan tierna y llena de emoción.......Siempre vemos a nuestras madres desde ese prisma y a veces nos olvidamos que son "mujeres normales" con sus sentires, sus quereres, sus decepciones, su seguir viviendo a pesar de............ Enfin que hay que aprovechar cada oportunidad porque como bien dices, el tiempo se va volando .......
    La receta es una delicia, me gustan mucho las berenjenas rellenas y ésta no podía ser menos.
    Besinos.

    ResponderEliminar
  8. hola Marisa! m'alegre molt que hages gaudit uns dies de mare. La teua recepta és estupenda, però no tothom té accés a l'embotit d'Ontinyent. En aquesta recepta jugues amb avantatge: pels ingredients i per la col·laboradora. Moltes besades.

    ResponderEliminar
  9. Hola Marisa !!!
    ainsss cuantas recetas tengo que mirarme y que no me quiero perder...pero es que ultimamente el tiempo me falta
    para todo....
    que entrada más cariñosa...lo que daría yo por poder cocinar algún plato con la mía
    y de hecho los cociné....pero cada día la hecho más de menos... disfruta todo lo que puedas con ella
    y repite....que eso es lo que nos queda...los recuerdos y buenos momentos
    un beso para tu madre
    y a tí por traernos una de sus recetas...que es parecida a la que yo preparo, lo único esas salchichas que por aquí
    ...esas concretamente no las encontraremos,
    yo la preparo con carne picada
    la pinta de la receta se ve deliciosa y no te digo que la disfrutes porque de esas ya solamente quedan las fotos
    y que fotos....y más que seguro que las disfrutastéis
    un besazooooooo guapisimaaaaaaaa !!! feliz tarde noche...!!!

    ResponderEliminar
  10. Me encantan, las berenjenas y el cariño con el que hablas de tu madre, me emociona. y tienes toda la razón: hay que aprovechar los momentos que podamos con ellas.
    Las berenjenas espectaculares, un beso a las dos!!

    ResponderEliminar
  11. Marisa siempre me gusta leerte, pero hoy me he emocionado especialmente. La relación con mi madre siempre tuvo altibajos porque somos dos mujeres con mucho temperamento y cada vez más nos entendemos mejor. Espero que en el futuro mi hija y yo lleguemos a llevarnos bien, aunque ya voy con la lección aprendida de que al principio es normal que los caracteres choquen.

    Las berenjenas me encantan, os han quedado espectaculares y ya me gustaría poderlas probar porque seguro son una delicia. Miraré el resto de recetas familiares

    ¡Besos mil!

    ResponderEliminar
  12. Me ha encantado leerte hoy especialmente. A mi me pasa lo mismo, hace muy poco que murió y mi madre y todos nos acordamos mucho de él. Yo la tengo más cerca y la veo prácticamente a diario, ella necesita de la ayuda de nosotros, porque tampoco ella está bien. Y por su enfermedad, tiene los recuerdos del pasado más presentes que los de hoy a veces, y cuando voy a su casa, me cuenta un montón de cosas que algunas ni conocía.
    Tu introducción me ha emocionado y lo comparto totalmente.
    La receta de las berenjenas muy rica, os ha quedado maravillosa!!!
    Un beso enorme!!!

    ResponderEliminar
  13. Hola Marina, estas berenjenas se ven super super apetecibles. No conocia tu blog, he estado curioseando y me encanta todo ;) así que me quedo por tu cocina y te invito a pasar por la mia si te apetece, un besito guapa!

    ResponderEliminar
  14. Hola guapísima !!!
    Hoy de nuevo me ha vuelto a sorprender la coincidencias que nos ocurren a veces casi al unísono. Esta mañana estuve desayunando con mi madre, y pensando que dentro de dos días es su cumple (85 otoños) estupendamentes llevados. Mientras hablábamos, también estaba haciendo mentalmente propósitos al verla más mayor, el tiempo corre y tenemos que "aprovecharlas" para que formen parte de muchos recuerdos futuros.
    La berenjena, no dudo que con el relleno que le pusísteis quedarn de lujo, siempre presumes de las longanizas de tu pueblo y deben ser verdad.
    Además, las berenjenas así rellenas es uno de mis platos preferidos.
    Besotes gordos mi niña, feliz semana.

    ResponderEliminar
  15. Cuanto tiempo sin pasarme por tu cocina , como la gran mayoria necesitaria que el dia tuviera 24 horas mas se pasa volando , no te creas que me he olvidado de ti te leo desde el movil y como nunca es tarde si la dicha es buena hoy me he pasado a vistarte y me he emocionado al leerte disfruta todo lo que puedas de ella eltiempo se pasa volandooooooo .
    Yo veo a la mia todos los dias pero pocas veces cocinamos juntas a ella no le gusta cocinar como a mi asi que como a mi me gusta soy yo la que me encargo de todo y a ella le toca descansar aunque siempre esta pendiente para ayudarme a recoger lo que se va ensuciando .
    Seguro que esas berenjenas estan de muerte relenta os han quedado divinisimaaaaaaaaaas.
    Bicos mil para las dos y feliz semana wapa.

    ResponderEliminar
  16. Se me había pasado esta receta y es que llevo unos días "contables/complicados" Me encanta cómo hablas de tu madre e imagino lo bien que lo habéis pasado juntas. Como dice Rosalía, lo de menos es la receta :)... aunque se ve bien rica con esa longaniza de tu pueblo y piñones mmm
    Besos

    ResponderEliminar
  17. Marisa.....només començat a llegir-te m'he emocionat. Els meus pares són molt joves encara, però cada vegada més tinc la necessitat de tenir-los a prop i que estiguin amb mi. M'agrada menjar els plats que fa la meva mare i els que fa el meu pare (és un gran cuiner!)......com aquestes hamburgueses. Només de pensar que són les de la teva mare ja són més bones!
    Petonets,
    Olga

    ResponderEliminar
  18. Que difícil no emocionarse con lo que nos cuentas. Estos momentos tan importante con tu madre, estos son los momentos más importantes, los que te llevarás de aquí. Ella seguro que está feliz de estar contigo y de disfrutar de tu compañía. Y como no preparando esta receta familiar que me parece un lujo, lujazo. besos guapa

    ResponderEliminar
  19. Hola Marisa. Me alegro mucho porque aún sin vivir con tu madre tengas la inmensa suerte de tenerla. Yo hace mucho que me falta y aún sigue en mi recuerdo al igual que mi padre pero el de la madre nunca se desvanece. Aprovecha estos momentos y disfruta de su compañía ahora que puedes.
    Además de esa forma podremos disfrutar de sus recetas aunque las hagas tú, no ha sido este el caso ya que como dices la habéis hecho a dos manos.
    Una receta que, conociendo los embutidos tan ricos que habéis utilizado, nadie pondrá en duda de que será una verdadera delicia. Me encanta la berenjena y rellena aún más. Sensacional.
    Que disfrutéis de este largo puente.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  20. Las berenjenas me parecen deliciosas, pero lo que más me ha gustado son las palabras tan bonitas hacia tu madre.

    Bss

    Elena

    ResponderEliminar
  21. Tengo tan poco tiempo últimamente que ni siquiera puedo pasar a emocionarme leyendo las vivencias de mis amigos... precioso Marisa... que la disfrutes muchos años! Y de paso compartes con nosotros algunas de estas maravillosas recetas.
    Biquiños a las dos

    ResponderEliminar

Muchas gracias por comentar. Me alegra leer tus palabras y si aprendo de ellas, todo un placer.
Espero tu visita de nuevo.
Este blog no participa en cadenas de premios. Gracias si has pensado en mí.