Passata de tomate


Al ver los ingredientes de muchas recetas de pasta italiana o de pizzas es posible que hayáis encontrado el término de Passata o como aparece muchas veces, Passata di pomodoro. La passata es un puré de tomate italiano que se caracteriza por estar muy concentrado.

El sabor de la Passata di Pomodoro es mucho más intenso que una salsa de tomate común o que una salsa de tomate frito ya que le viene por la alta concentración de aromas en una menor cantidad de agua, pero lo mejor para mí, es que no lleva aceite. Se suele pasar, una vez hecha, por el pasapuré, pero como a mí, si queda alguna pepita de tomate, no me importa, no lo hago normalmente.

Es un ingrediente habitual para preparar pizzas, recetas de pasta, salsas... Como la passata es un concentrado de tomate, no es necesario añadir mucha cantidad para aportar el sabor del tomate. Yo la utilizo en las pizzas antes de poner el relleno sobre la masa. 

En la preparación tradicional sale más espesa, pero la mía, al ser tomate natural (hay quien lo hace con tomate de bote), tenía mucho más líquido; igual tendría que haber utilizado más tiempo, pero me ha gustado así. Probaré seguro, cuando vuelva a comprar tomates de verano bien rojos, será, cuando repita mis experimentos.

Espero que os guste y la preparéis. Si es con tomates con buen sabor, mucho mejor.
Ingredientes

- 1 kg de tomates maduros
- 1 cucharadita de postre de sal
- 1 cucharadita de postre de azúcar (si queda un poco ácida añadir una más)
Preparación en TMX

- Poner todos los ingredientes en el vaso y programar, 1 minuto velocidad progresiva 5-10. Terminado el tiempo, poner la mariposa y programar, 50 minutos, varoma, velocidad 1. Poner el cestillo sobre la tapa para que se evapore más. Si se quiere más espesa, se puede cocinar durante más de tiempo. Dependerá también del tipo de tomate que se utilice.

- Dejar enfriar. Si se quiere muy fina, pasar por un chino o el pasapurés. Yo esta vez, no lo hice.

- Verter en botes previamente esterilizados, taparlos y colocarlos boca abajo sobre un paño para que haga el vacío. Ver en notas, otras opciones.
Preparación tradicional

- Pelar o escaldar los tomates. Si se tiene un buen pelador de tomate, no será necesario escaldarlos.

- Para escaldarlos, introducirlos en una cazuela con agua hirviendo un par de minutos.

- Poner a cocer el tomate triturado o cortado en pedazos, la sal y el azúcar. Dejar que vaya cociendo a fuego lento y tapados, removiendo de cuando en cuando dejando que se vaya concentrando al perder una buena parte de su agua. El proceso puede durar de 45 a 50 minutos. El tomate se reducirá aproximadamente a la mitad de su volumen.

- Finalizado el tiempo, cuando esté listo, dejar enfriar y pasar por el pasapurés o por el chino en varias tandas. 

- Verter en botes previamente esterilizados, taparlos y colocarlos boca abajo sobre un paño para que haga el vacío. Ver en notas, otras opciones.

Notas:

- Si se va a utilizar en las pizzas, tiene que estar fría.

Cómo conservar la passata.

1. Tal y como os indico en la preparación en TMX y tradicional

2. Verter en cubiteras para congelar y sacar la cantidad que se necesite.

3. Verter en botes pequeños y congelar pequeñas raciones. Puede durar hasta 6 meses.

Esterilización.

- Esterilizar previamente los botes en aguar hirviendo, incluidas la tapas. Dejarlos boca abajo sobre un paño y dejar que se sequen. También se pueden esterilizar en el lavavajillas. Una vez los botes llenos, verter la passata caliente, cerrarlos al vacío cociéndolos bien cerrados durante 30 minutos dentro de una olla exprés. Dejar templar, sacar del agua, enfriar y guardar en lugar seco y oscuro.

Bon profit!

Fuente de mi adaptación: En_cintura

Comparte o Imprime este Post:

Y ADEMÁS EN EL BLOG

21 comentarios:

  1. En alguna ocasión si que he leído la passata di pomodoro pero no sabia que era, ahora ya lo se. Una salsa muy practica para tener preparada y añadirle las hierbas que mas nos gusten.
    Un beso muy fuerte de maricacharros.

    ResponderEliminar
  2. Un conce trado aravilloso, seguro que esta buenisimo, yo no lo hice nunca y cuando tengamos tomates enel huerto el ppróximo año la probare, este año tampoco fueron gran cosa en cuanto a tamaño pero ricos riquisimoa....Bess

    ResponderEliminar
  3. Esta es una de esas entradas de antología, Marisa. Me encanta el tomate con sabor a tomate, aunque cada vez cuesta más conseguirlo. Y bueno, la comida italiana, qué puedo decirte !! jaja !
    Una entrada deliciosa, nunca mejor dicho. Bs.

    ResponderEliminar
  4. Esta salsa me encanta!!! Cada vez que vamos a Italia me traigo unos cuantos botes de pasata.. Probare a hacerla en casa :)

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  5. Un buen concentrado, a veces he comprado concentrado de tomate para algunas salsas "doble tomate" que vienen en latitas pequeñas. A ver si me acuerdo para hacer el próximo año con los tomates pera del pueblo, valen para todo.
    Un beso

    ResponderEliminar
  6. Qué rico! Tanto para pizza, pastas y muchas otras recetas.
    Un abrazo
    Clara

    ResponderEliminar
  7. Marisa seguro que tu passata es perfecta, aún estando según tú, un poco clarita; yo la conozco hace años, porque una de mis hermanas vivió 5 años en Roma, y cuando íbamos o ella venía, siempre venía cargada de cosas que ahora es mucho más fácil encontrar aquí en España.
    La passata la utilizo en pizzas, y para reforzar fondos de salsas y guisos, cuando no tengo tomates naturales de buena calidad.
    Me quedo con tu receta, como básico imprescindible.
    Besos

    ResponderEliminar
  8. Muy rico y concentrado.......y lo que más me gusta natural cien por cien¡¡¡
    Besitos¡¡

    ResponderEliminar
  9. Qué rica debe estar esta salsa, a mi desde luego me gusta mucho. Y se ve espesito, concentrado el sabor debe ser estupendo.
    Un beso

    ResponderEliminar
  10. Que gracia...esta passata es el concentrado de tomate que mi madre le pone al asadillo manchego, se hace igual, sin aceite y sin triturar... siempre hay recetas iguales en países diferentes...
    Queda estupendo y menudo colorcito!! Bs.

    ResponderEliminar
  11. Algo nuevo que aprendo hoy. Me ha encantado la passata. El próximo verano la hago en cantidades industriales con los tomates del huerto de mi padre

    ¡Besos mil!

    ResponderEliminar
  12. Hola guapísima !!!
    Pues el concentrado suelo comprarlo Marisa, qué cosas, pero nunca lo he hecho. Tengo claro que viendo lo sencillo de la preparación y lo deliciosa que está lo casero, cambiaré de hábitos inmediatamente.
    Claro, que los tomates buenos, ya va costando trabajo encontrarlos, qué penita. Una receta de diez.
    Besotes mi niña.

    ResponderEliminar
  13. Me encanta Marisa, mi madre también hacía así la salsa de tomate y yo también pero no sabia que se llamaba así, me gusta mucho esta passata, con lo que me gusta el tomate empiezo a mojar pan y no paro.
    Besinos
    El toque de Belén

    ResponderEliminar
  14. He descubierto la passata hace poco...con mi olla de cocción lenta. ¡Es una pasada!
    Un beso, Marisa
    Olga

    ResponderEliminar
  15. Hola guapa, yo siempre uso para cocinar la passata de pomodoro pero esta tuya, sirvase el juego de palabras, es una "passata"! ;-) Te ha quedado de lujo, otra idea mas para mis conservas! Un besito

    ResponderEliminar
  16. Pues que no la haga mañana , que tengo cinco tomates (de los últimos ya) madurando en la encimera de la cocina. Me gusta como suena, passata, y para las pizzas será genial.
    Besos Marisa !!!

    ResponderEliminar
  17. Hola Marisa, de saberlo antes hubiera hecho esta salsa este verano con mejores tomates que los que ahora podemos encontrar. Pero ya lo tengo en cuenta para la próxima temporada de tomates. me parece estupenda esta idea. Un beso!!

    ResponderEliminar
  18. Hola Marisa qué textura más rica tiene, me encanta....bsts guapa

    ResponderEliminar
  19. Me acabas de descubrir otra forma estupenda de preparar los tomates de verano para su consumo el resto del año. El próximo verano más diversidad: naturales en conserva, frito de tomate en conserva, dulce de tomate y "passata". Besos.

    ResponderEliminar
  20. Pues si Marisa, yo lo voy a preparar con los tomates ecológicos que tengo de la huerta de mi papá... Ya te contaré, ya.
    Gracias cariño.

    ResponderEliminar
  21. Siempre me costó mucho de encontrarla en Barcelona hasta que dí con ella en el corte Ingles... Me encantaba, la comía a cucharadas, luego me di cuenta de la cantidad de azúcar que tenía por ser tan concentrada, se parece a un mermelada! Eso sí, en las salsas de tomate caseras y en las bases de pizza daba una potencia de sabor deliciosa, una receta indispensable para utilizar!!

    ResponderEliminar

Muchas gracias por comentar. Me alegra leer tus palabras y si aprendo de ellas, todo un placer.
Espero tu visita de nuevo.
Este blog no participa en cadenas de premios. Gracias si has pensado en mí.