Confitura rústica de naranja al Oporto


Me regalaron muchas naranjas. En esta confitura la forma de tratar la piel de la naranja, es diferente y la repetiré. Sabéis que me gusta añadir licores en alguna receta dulce o salada. El Oporto, es uno de mis preferidos.

He llamado a esta confitura rústica por la textura que tiene. La preparé de la forma tradicional porque me apetece de cuando en cuando disfrutar haciéndolo y también porque quería ver cómo funcionaba el agar-agar así. Es por eso, que he copiado este modo de preparación antes que el de la TMX. Hasta ahora, desde que lo utilizo, siempre ha sido en recetas con TMX.

Como quería seguir experimentando y me había gustado mucho, decidí repetirla de nuevo en la TMX. Esta vez añadí todavía menos tagatosa. No le hice fotos porque ya había hecho muchas tomas de ésta y terminé agotada. Sólo comentaros, que al añadirle menos tagatosa, quedó menos espesa, pero igual de buena.

Sigo disfrutando con mis mermeladas y confituras sin azúcar. Os seguiré mostrando más y también otras preparaciones con naranja, aunque la temporada ya está en declive.

Deliciosa con chocolate negro, con yogur, a cucharadas…

Os gustará, seguro.


Ingredientes

- 1 kg de naranjas (pesadas una vez cortadas y sin zumo)
- 30 g de piel de naranja picada y escaldada
- 200 g de tagatosa o 400 g de azúcar *
- 2 cucharaditas de agar-agar
- 80 ml de Oporto


Preparación Tradicional

- Lavar las naranjas. Con un cuchillo afilado, quitar la piel cuidando que no quede nada de la parte blanca para que no amargue. Pesar hasta obtener 30 g. Escaldar la piel en agua hirviendo durante 5 minutos. Yo la puse un cazo con agua y coloqué la piel en un colador grande que introduje en el cazo. De esta forma se escaldó, saqué el colador y dejé escurrir.

- Pelar todas las naranjas, eliminando la parte blanca y cortar la pulpa en trozos grandes.

- Poner la pulpa en una cazuela junto con la tagatosa o el azúcar, el agar-agar y la piel cortada en tiras finas o trocitos pequeños.

- Llevar a ebullición y cocer removiendo a menudo.

- Verificar la consistencia de la mermelada, espumar al finalizar la cocción y añadir el Oporto. La mía estuvo cociendo de 35 a 40 minutos a fuego fuerte (cuando vaya solidificando, se puede bajar un poco) y después de añadir el Oporto, la dejé cocer 5 minutos más.

- Verter rápidamente en botes previamente esterilizados en agua hirviendo, llenar hasta el borde y tapar. Poner los botes boca abajo sobre un paño de cocina hasta que se enfríen.


Preparación en TMX

- Lavar las naranjas. Con un cuchillo afilado, quitar la piel cuidando que no quede nada de la parte blanca para que no amargue. Pesar hasta obtener 30 g. Escaldar la piel en agua hirviendo durante 5 minutos. Yo la puse un cazo con agua y coloqué la piel en un colador grande que introduje en el cazo. De esta forma se escaldó, saqué el colador y dejé escurrir.

- Pelar todas las naranjas, eliminando la parte blanca y cortar la pulpa en trozos grandes.

- Poner la pulpa en el vaso junto con la tagatosa o el azúcar, el agar-agar y la piel cortada en tiras finas o trocitos pequeños.

- Programar 20 minutos, 100º, velocidad 1, giro a la izquierda. Colocar el cestillo encima de la tapa. Programar seguidamente, 5 minutos, varoma, giro a la izquierda.

- Añadir el Oporto y programar, 5 minutos, 100º, velocidad 1, giro a la izquierda.

- Verter rápidamente en botes previamente esterilizados en agua hirviendo, llenar hasta el borde y tapar. Poner los botes boca abajo sobre un paño de cocina hasta que se enfríen.



Notas:

- * En la preparación en TMX puse sólo 170 g de tagatosa. No es la de las fotos. Quedó mucho menos sólida y por supuesto, un poco menos dulce. De las dos formas, muy buena. Si se utiliza azúcar de abedul, la cantidad es la misma que la de azúcar blanca.

- Preparada en la forma tradicional, salen dos botes pequeños y un poco más. En la TMX, al espesar menos, obtenemos un poco más de confitura.

Bon profit!

Comparte o Imprime este Post:

Y ADEMÁS EN EL BLOG

13 comentarios:

  1. Bueno difinitivamente eres la reina de las mermeladas!! yo hice la mermelada pero no pongo la foto ni la receta porque tengo que poner un poco menos de tagatosa y un poco menos de agar agar, pero me salio riquisima, cuando tenga la que a mi me gusta te avisaré, esta de escándalo te quedo reina...Besss

    ResponderEliminar
  2. Marisa qué ricas estan las mermeladas caseras, y ésta con piel de naranja tiene que estar buenísima, yo hice una vez una mermelada solo con cáscaras de naranja de los zumos, y quedó buenísima.
    besos,

    ResponderEliminar
  3. Es mi favorita y en TMX se hace muy facil.besinos

    ResponderEliminar
  4. Que buena pinta Marisa, tengo que probar la tagasota esta no por kilos sino por salud, me la apunto en pendientes!
    Feliz domingo!!

    ResponderEliminar
  5. De vicio te ha quedado Marisa!!!! Qué ganas de quitarte un poquito y con chel chocolate negro....absolutamente deliciosa!!!!!
    Besitos!!!

    ResponderEliminar
  6. Esto de ir experimentando es un trabajo científico. Te ha quedado una mermelada fabulosa y ese toque de Oporto o de cualquier licor dulce va muy bien con las mermeladas.
    Besos.

    ResponderEliminar
  7. Marisa , que buena esta mermelda y el toque del Oporto le tiene que ir que ni pintado
    besinos guapa

    ResponderEliminar
  8. Hola guapísima !!!
    Esa cuchara con la mermelada y el chocolate están diciendo: ven conmigo :)
    Me parece deliciosa mi querida Marisa, pero rica de verdad. También sigo experimentado con el otro ingrediente y en el micro, menudo finde llevo jaja. Pero muy contenta con los resultados y los buenos usos que le he dado.
    Sin duda es una mermelada la que has hecho que me tengo que estudiar bien, pues antes de que acabe la temporada de naranjas, me quiero hacer de algunos botes.
    Besotes gordos mi niña, feliz semana.

    ResponderEliminar
  9. Ay Marisa, me parece una delicia, es que no sé cuál me gusta más!! esto es para un 10. qué digo!!!: Matrícula de honor!!Un beso

    ResponderEliminar
  10. Vaya pinta que tiene, se ve deliciosa!!
    Un beso

    ResponderEliminar
  11. Hola Marisa. En este periodo de tiempo que llevo de visitas ya he visto varias mermeladas. Es posible que ya te lo haya dicho en otra ocasión, nunca he hecho mermelada y eso que me encanta comerla pero me da reparos su conservación, lo de esterilizar los botes jj, eso de hacer el vacío al llenarlos es lo que me frena y veo que lo hacéis con los ojos cerrados jj.
    Una confitura que creo debe estar de rechupete, con ese chocolate que la has acompañado está tentadora.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  12. Que pinta tan buena,me encanta la naranja......y así tiene que estar de " Diez "
    Feliz semana y besitos

    ResponderEliminar
  13. Yo siempre dejo las mermeladas y confituras así, con trozos gorditos, gruesotas y toscas. Me gustan más, Me gusta hacer montañitas de confitura o mermelada sobre el pan, no me mola nada que sean líquidas y se empiecen a desparramar... soy una golosa con principios, si me das dulce, me lo tienes que dar amontonado :D

    ResponderEliminar

Muchas gracias por comentar. Me alegra leer tus palabras y si aprendo de ellas, todo un placer.
Espero tu visita de nuevo.
Este blog no participa en cadenas de premios. Gracias si has pensado en mí.